Se puede ser una empresa sostenible y dedicarte al sector del plástico

Se puede ser una empresa sostenible y dedicarte al sector del plástico

¿Puedes ser una empresa sostenible dedicándote al mundo del plástico? Pues la respuesta es sí. Y el ejemplo lo tenemos en la empresa Pérez Linares. Aunque se hable de que el plástico es uno de los elementos que más puedan contaminar, si se hace de una manera razonable, no tiene porque ser así.

Hablamos de una empresa familiar especializada en la fabricación de piezas y envases de plástico desde 1976. De ahí que allá pasado mucho tiempo pero hayan sabido amoldarse a los nuevos tiempos y ritmos de producción. ¿Cómo se logra esto? Pues con un equipo, altamente cualificado, y con una maquinaria de última generación. Con todo esto hacen que esta fábrica sea todo un referente, tanto a nivel nacional como Internacional. Son fabricantes de bidones de plástico, tarros, garrafas apilables y cubos homologados, pistolas pulverizadoras y botellas de plástico  HDPE, así como también somos una empresa fabricante de flairosol y botellas de spray entre otros muchos productos.

Su compromiso con los clientes y con el medio ambiente les obliga a trabajar por la mejora continua de los procesos de creación con el objetivo de ofrecer siempre productos de alta calidad y gran diseño. Porque la satisfacción de sus clientes es la suya propia.

Ahora que ya conocemos más de dónde viene esta empresa y su forma de trabajar, queremos hacer hincapié en lo que nos ha traído hasta aquí. Su modelo de sostenibilidad en un sector tan complejo como es el del plástico. Los datos están ahí. Cada año se producen un total de 300 millones de toneladas de plástico. De ellas, se estima que ocho millones acaban directamente en los mares y océanos de nuestro planeta.

De esta manera, cuando una empresa se conciencia en la preservación y el cuidado del medio ambiente no hay material que se le resista. Esto lo hacen mediante el aprovechamiento energético y el uso de alternativas para minimizar el impacto ambiental de la materia prima plástica. Por este motivo, desde hace tiempo han iniciado proyectos de envases fabricados con materiales biobasados y biodegradables. Porque como te hemos dicho, el ser un envase de plástico no quiere decir estar reñido con poder ser ecológico. Una idea que mucha gente desconoce y de ahí venga su crítica a este material. Así, cualquier envase de su gama o para un proyecto a medida se puede usar este tipo de materiales.

Así son sus envases de plástico

Sin embargo, en esta empresa se han querido especializar en un elemento. Se trata de los envases de plástico. Y es que en todos los productos los puedes ver. Para que veas con la seguridad y confianza con la que trabajan te damos las 10 razones que marcan la diferencia.

Seguridad

Cumplen con las regulaciones internacionales más rigurosas. Es el material que se somete a más controles y verificaciones. Por lo tanto, está claro que su manejo es seguro y se puede tener máxima confianza.

Protección

Permiten un suministro higiénico y seguro para, por ejemplo, la comida. El plástico es un material de confianza total para proteger tu salud.

Información

Además de proteger tu comida, los envases de plástico proporcionan información clave como la trazabilidad y la composición de cada producto. Algo que viene muy bien para las personas alérgicas que deben saber la composición. Ahora es muy fácil saber los ingredientes que tiene un producto gracias a las aplicaciones de los móviles.

Conservación

Estos envases de plástico pueden alargar la conservación de un filete hasta 10 días más, preservando sus cualidades intactas y evitando así el desperdicio de comida.

Ligereza

Con estos envases puedes ahorrar combustible y emisiones de C02 durante su transporte. Sin duda, una solución sostenible para el medio ambiente.

Versatilidad

La versatilidad del plástico es prácticamente ilimitada, adecuándose a las necesidades de cualquier alimento, envase o situación.

Tecnología

Ya te decimos que el plástico no está reñido con la tecnología. Hasta el punto de que ya se puede disfrutar de envases biodegradables, envases activos que alargan la vida de los alimentos y envases inteligentes.

Innovación sostenible

Como te hemos dicho, la versatilidad de los plásticos permite avances en ecodiseño favoreciendo la sostenibilidad.

Reciclable

Por último, gracias al reciclaje se pueden generar nuevos materiales para usarlos en otros productos como envases, ropa, complementos u objetos de decoración.

Y después de esto, ¿qué? ¿te queda alguna duda de que se puede ser una empresa sostenible dedicándote a un sector como el del plástico. La forma de trabajar de la empresa que hoy hemos visitado nos ha sacado de toda duda.

 

Deja una respuesta